No hay “piso parejo” en Morena, pero lo va a emparejar la sociedad: López Rosas - Revista Acapulco

Lo nuevo

pendiente

viernes, 11 de diciembre de 2020

No hay “piso parejo” en Morena, pero lo va a emparejar la sociedad: López Rosas

 


*No obstante que en 2018 el pueblo votó por ya no más de lo mismo, hay aspirantes que están ofreciendo eso: más de lo mismo, lamentó el ex presidente de Acapulco *Muchos se inscribieron sin tener una trayectoria que los respalde *Especulativas y excluyentes, la mayoría de encuestas, pues no reflejan el sentir popular, sostiene *Los amores pagados, nunca son honrados, dice del derroche económico que hacen algunos


José de la Paz Pérez


Acapulco, Gro., 11 de diciembre de 2020.- El ex presidente municipal de Acapulco y aspirante a la candidatura de Morena al gobierno de Guerrero, Alberto López Rosas, aseguró que no hay “piso parejo” en la competencia interna por la nominación, pero que no se queja pues “yo así acepté la contienda, porque el piso lo va a emparejar la sociedad”.

Entrevistado en su despacho, en la colonia Progreso de esta ciudad, el también ex procurador de la entidad recordó que la sociedad, en julio de 2018, votó por “no más de lo mismo”, pero que lamentablemente “hoy muchos aspirantes, aún de Morena, están acudiendo a lo mismo”, a lo que la sociedad reprobó las elecciones pasadas, “por eso no me quejo, porque yo confío en la madurez de la sociedad, porque yo confío en el deseo de la sociedad de apoyar los perfiles más sensatos, más serenos, más prudentes”.

Tampoco se queja, dice, de ser excluido de las decenas de encuestas que a diario se divulgan en redes sociales, particularmente, porque las calificó, a la mayoría, de excluyentes.

“Son encuestas especulativas, que no necesariamente reflejan el sentir de la sociedad, mucho menos cuando excluyen proyectos, como en mi caso, y es inexplicable que con la trayectoria que hemos acumulado durante muchos años aparezcan otros que son desconocido y no aparezcamos quienes hemos hecho una función pública constante en nuestro estado, porque debo advertir que, si bien no todo el tiempo he ocupado un cargo público, sí puedo decir que todo el tiempo he hecho política, y por el simple hecho de hacer política permanentemente creo que sí mereciera estar en las encuestas”, opinó.

Dijo que no sólo ha sido excluido de las encuestas sino incluso de las convocatorias para algunas reuniones de aspirantes; “hay una tendencia muy marcada, una intención muy clara, de evitar que mi nombre figure”.

Pero sí aparecen nombres de algunos que no tienen una trayectoria que los respalde. Con esto, aclaró, no critica el hecho de que haya unos 18 aspirantes a la candidatura morenista, pues está de acuerdo en que el partido le dé oportunidades a todos, que se abra, y aclaró que está a favor de que finalmente sean elegidos cuatro para que vayan a la encuesta que defina al abanderado.

- ¿Y usted estará en la lista de esos cuatro aspirantes?

- Yo espero no sólo estar en los cuatro, sino en el uno, nada más que esto va por etapas.

- Usted se refiere a personajes desconocidos… ¿podría ejemplificar, dar nombres?

R. Yo no quisiera puntualizarlos, creo que los conocemos, hay muchos que se inscribieron inclusive como aspirantes sin tener una trayectoria, un respaldo que pudiera impresionarnos como perfiles aceptables, los conocemos, lo sabemos, no quisiera que se sintieran descalificados por mi parte, pero creo que hay quienes aparecen en encuestas con menor perfil del que hemos labrado a lo largo de los años, en mi caso.

- Hay unos 18 inscritos buscando la candidatura para gobernador... ¿no se está abusando de aquello de que todos podemos votar y ser votados?

- Morena ha dado la oportunidad de recibir solicitudes de quienes manifiestan su interés por participar; me parece que es procedente, que es aceptable, que así se haga, a fin de no violar derechos políticos; Morena tiene que ser un partido abierto, y por lo mismo, yo no criticaría esa intención de apertura; también creo que Morena está aplicando un procedimiento que también resulta procedente, como lo es la depuración natural de esa lista, de otra manera no sería nada práctico llevar a cabo una encuesta con 18 aspirantes; creo que limitarnos a cuatro, como una etapa final, me parece que es aceptable también; de cuatro habrá de salir uno y creo que es un método que ya se aplicó en el caso del nuevo dirigente de Morena en el país y creo que cada partido debe tener su propia forma de depurar sus listas, deseando que sea transparente, y que deje convencidos a quienes no deban participar.

- ¿Hay piso parejo en esta competencia interna de Morena?

- Yo obviamente admito que no hay piso parejo, pero yo así acepté la contienda, porque el piso lo va a emparejar la sociedad; la sociedad, en julio de 2018 dijo: no más de lo mismo, y (lamentablemente) muchos aspirantes, aún de Morena, están acudiendo a lo mismo, a lo que la sociedad reprobó en 2018, por eso no me quejo, porque yo confío en la madurez de la sociedad, porque yo confío en el deseo de la sociedad de apoyar los perfiles más sensatos, más serenos, más prudentes y, por lo mismo, yo no me quejo, porque yo no quisiera que se judicializaran los procesos de Morena , (porque) al judicializarse los procesos de Morena, deciden magistrados y no decide ya la sociedad; por eso yo no quisiera quitarle ese derecho a la sociedad de decidir, por eso no voy a contribuir a judicializar los procesos electorales. 

Yo redoblo el esfuerzo; me ha costado mucho menos –económicamente- llegar a donde he llegado, con estos niveles de preferencia, de quienes han hecho inversiones millonarias; creo que el dinero en política, en elecciones, es importante pero no es determinante; yo confío más en convencer a la sociedad con mi proyecto que con dinero, porque la sociedad también mantiene niveles de dignidad y hay que respetárselo.

- Los aspirantes, entonces, ya no están consiguen lo mismo a través del dinero…

- Si fuera por dinero, no estuviera Andrés Manuel López Obrador gobernando este país; si fuera por dinero, yo no hubiera sido presidente municipal de Acapulco; son experiencias propias, vividas, por eso las invoco, y por eso las ejerzo; yo creo en la madurez de la sociedad, y estoy buscando acercarme a la sociedad cada día más para ganarme su confianza; los amores pagados nunca son honrados. Eso deben saberlo nuestros adversarios.

- ¿Qué ha encontrado en esas giras que ha he hecho por las regiones del estado?

- Tuve la oportunidad de visitar las siete regiones del estado, de visitar las 81 cabeceras municipales, cientos de comunidades a lo largo de los últimos meses, tuve oportunidad de tener contacto directo con la gente, conocer sus ansias, sus ansiedades, conocer sus ilusiones, conocer sus debilidades, pero enterarme también que hay fortalezas, y la principal fortaleza es resistir viviendo en lo más agreste, en lo más rústico, de nuestro estado; son lecciones de vida, son lecciones ejemplares, y creo que eso me motiva a tener un proyecto de gobierno, que presentaré en su momento, para poder equilibrar la vida de la sociedad; la vida de nuestra sociedad está totalmente desequilibrada, y requerimos aplicar políticas públicas que vayan alcanzando los equilibrios para abatir la violencia, la ignorancia y la injusticia.

- Pero esas, finalmente, son cosas que se dicen cada seis años, cada tres años…

- Las dicen pero no las viven; en mi caso las digo porque las viví, porque las presencié, porque llegué a donde no habían conocido a ningún político, a donde no los ha visitado ningún gobernante cuando menos en los últimos 50 años; no simplemente lo digo como una expresión para llamar la atención, lo digo con contenido, porque lo viví, porque tuve la oportunidad de platicar con hombres y mujeres del campo, de lo más apartado de nuestro estado.

- Hay quienes especulan, incluso empleados municipales, que si no logra la candidatura al gobierno del estado, podría buscar la alcaldía de Acapulco nuevamente.

- Sería un honor para mí, pero no está en mi agenda, yo tengo un propósito; por eso, cuando me invitaron a integrarme al gobierno federal yo fui muy claro en decir, a quien le tenía que decir, que yo no busco cargos, yo busco construir proyectos, no es lo mismo; cuando fui candidato a presidente municipal busqué construir un proyecto político que afortunadamente sobrevive; no obstante los gobiernos municipales que han pasado, nuestra obra subsiste: la pensión a adultos mayores, el sueldo a los comisarios municipales que no tenían, abrir el Cabildo a la prensa, a los medios de comunicación, construir el panteón El Palmar, que hoy es un desahogo para tantos que han fallecido a causa de la pandemia, recomprar el viejo Palacio Municipal, es decir, no es la intención de ir por un cargo, sino de construir proyectos políticos que abonen al bienestar de la sociedad; por eso no me aparto de mi intención, de mi propósito, y reitero: no tengo ningún interés, aunque sería un alto honor nuevamente gobernar Acapulco.

- Es que además algunos trabajadores lo han sugerido…

- Mejor que me impulsen a la gubernatura para que podamos, desde allá, poder seguir ayudando.

- ¿Cómo tendría que ser un gobernante en estos tiempos de nueva normalidad? 

- Tenemos una nueva normalidad, no solamente de salud, sino además una nueva normalidad política; necesitamos gobernantes con visión de Estado, no queremos líderes de partidos como gobernantes, no queremos líderes de grupos, sino líderes con visión de Estado, y creo que nos han faltado liderazgos con esa visión, una visión que sobreponga a todos los intereses el bien común de la sociedad; necesitamos gobernantes con sentido humano, con sentido social, y creo que mientras no encontremos esos liderazgos con visión de estadista, tendremos todavía muchas dificultades, pero creo que sí los hay, y hay que privilegiarlos para que puedan sacar adelante a nuestras instancias de gobierno .


Páginas